Bye bye amor III


Baila mientras puedas muñeca, regocíjate en tu altives, que ya llegará el día, niña mía, en que herida supliques mi sensatez, pero yo no seré como en los cuentos bonitos, donde importan más los últimos suplicios que la vida entera de amargura en infelicidad, tomaré tu corazón en mis manos y de única manera, ahora yo convertida en monstruo, con el dolor que enmarque tu rostro, interminablemente bailaré.

Comentarios

Une_fleur ha dicho que…
Oh por dios esta bellisimo!!

Entradas populares