Twitter

Búsqueda

lunes, 14 de septiembre de 2009

Te llamé

Como según solía decir el duende detrás de mi sillón, ese que siempre deja huellas de su paso con migajón, "Cada enlace tuyo tenía algo de cierto más que únicamente en mi imaginación"...
pues bien, esa noche de ardiente y quebradizo frío, de ese que quema en la piel y rompe en los huesos, la noche en que otra vez tuve miedo, que no te hablaba solamente por eso pero que al fin me hizo romper en gritar tu nombre...
esa...
esa noche te llamé...
esa noche sola me desperté y por primera vez desde tu partida, en un momento en que en verdad te necesitaba, entonces tu ya no estabas...
...
...
Y tu aún... no lees entre mis líneas, no buscas en mis pupilas.

No hay comentarios: